WHEATGRASS Y EL CÁNCER

El cáncer es una patología que puede desarrollarse en cualquier parte del cuerpo. Se origina cuando las células crecen sin control y sobrepasan en número a las células normales.  Existen diversos tipos de cáncer, pudiendo éstos originarse en los pulmones, en las mamas, en el colon, en hueso, etc. Los diferentes tipos de cáncer tienen algunas similitudes, pero son diferentes en la manera en que crecen y se propagan. Algunos se propagan rápidamente mientras que otros crecen más lento.

El cáncer puede tener diversas causas, como hábitos del estilo de vida, factores genéticos, agentes cancerígenos y factores ambientales. En ocasiones no hay una causa aparente para esta enfermedad. 

También se ha visto que responden al tratamiento de diferente manera. Algunos tipos de cáncer se tratan mejor con cirugía; otros responden de mejor forma a quimioterapia o radioterapia, e incluso a un conjunto entre estas terapias u otras como la inmunoterapia. 

En la actualidad se estudia de forma consistente como los alimentos puede contribuir a la salud de los pacientes con cáncer y el jugo de pasto de trigo es un súper alimento en frecuente estudio, ya sea en estudios de seguridad, como de efectos coadyuvantes en los tratamientos oncológicos, entre otros. 

Es así como en un estudio donde exploraron los suplementos herbales utilizados por los pacientes durante la quimioterapia analizaron las interacciones entre la hierba y el fármaco y la respuesta de las células cancerosas al tratamiento, en cáncer de ovario. 

Las cinco principales hierbas clínicamente relevantes seleccionadas para el análisis de citotoxicidad fueron las siguientes: pasto de trigo (Triticum aestivum), muérdago europeo (Viscum album), jengibre (Zingiber officinale), efedra (Ephedra campylopoda) y muérdago oriental (Viscum cruciatum). 

El muérdago y el jengibre europeos mostraron una actividad anticancerígena significativa en las células ováricas resistentes y sensibles al cisplatino. 

El pasto de trigo y la efedra redujeron la citotoxicidad del carboplatino en las células cancerosas de ovario sensibles al cisplatino, mientras que el jengibre, el muérdago europeo y oriental aumentaron la quimiosensibilidad en ambas líneas celulares cancerosas. 

El pasto de trigo, el muérdago europeo y el jengibre aumentaron la sensibilidad a las células resistentes al cisplatino tratadas con carboplatino y paclitaxel. 

Concluyeron que el uso de medicamentos a base de plantas por parte de pacientes con cáncer de ovario puede influir en la actividad anticancerosa de la quimioterapia.

En un estudio se quiso analizar el efecto del extracto acuoso de pasto de trigo sobre la línea celular de carcinoma de células escamosas oral (OSCC) mediante ensayo MTT. Éste carcinoma oral es el sexto cáncer más común en todo el mundo y es una de las principales causas de muerte, especialmente en países en desarrollo. El Wheatgrass contiene diversidad de vitaminas, minerales, aminoácidos y enzimas fundamentales, que juegan un papel importante en el enfoque anticancerígeno. El jugo de prensado de pasto de trigo debido a su alto contenido de clorofila, tiene similitud estructural con la hemoglobina, dando como resultado un alto suministro de oxígeno a todos los tejidos del cuerpo.

En el estudio utilizaron la “línea celular KB” (células de carcinoma epidérmico bucal). En la institución se preparó extracto acuoso de pasto de trigo. El objetivo del estudio fue evaluar el efecto del extracto acuoso de pasto de trigo en la línea celular KB (OSCC) mediante el ensayo MTT.

Se observó un 41,4% de inhibición de células OSCC a una dilución de 1000 µg/ml de extracto acuoso de pasto de trigo en 24 horas. Concluyendo que el extracto acuoso de pasto de trigo tiene un efecto inhibidor sobre la proliferación de la línea celular de cáncer oral. 

En otro estudio se examinó el efecto de la ingesta diaria de jugo de pasto de trigo además de la quimioterapia sobre los parámetros inmunitarios, incluidos IL-6, IL-8, IL-10, IL-12 y glóbulos blancos (WBC) entre los pacientes con cáncer de colon. 

En el ensayo prospectivo controlado, se inscribieron 100 pacientes con CC en estadio II-III. Según la preferencia de los pacientes, se dividieron en dos subgrupos, grupo de control y grupo de intervención, 50 pacientes cada uno, todos los cuales recibieron la misma quimioterapia adyuvante posoperatoria estándar, más el consumo de 60 cc de wheatgrass al día, en el grupo de intervención. Se recolectaron muestras de sangre al inicio del estudio (T0) y al finalizar el tratamiento, 5-6 meses después (T1). 

Las concentraciones de citocinas se evaluaron mediante kits de ELISA. Las concentraciones de IL-10 de citocinas antiinflamatorias fueron significativamente más altas en el grupo que consumió jugo prensado de pasto de trigo que en el grupo de control en T1. 

A la luz de estos resultados preliminares, el wheatgrass respalda los parámetros inmunológicos durante la quimioterapia adyuvante. Se sugiere realizar estudios futuros para traducir esos resultados en recomendaciones clínicas para los sobrevivientes de cáncer.

En un reciente estudio, del año 2020, observaron como el wheatgrass podía colaborar en reducir el daño tisular en paciente con cáncer de colon en tratamiento de quimioterapia. En los resultados vieron que el consumo diario de jugo de pasto de trigo, durante la quimioterapia puede reducir el daño vascular y la trombogenicidad relacionada con la quimioterapia.

También se ha estudiado como el pasto de trigo podría colaborar en contener la metástasis. Estudios donde encontraron que el wheatgrass inhibe la metástasis y la angiogénesis en ciertas células, se piensa que debido al efecto acumulativo de los polifenoles y otros constituyentes presentes en el extracto.

El wheatgrass, además de los efectos favorecedores mencionados, posee un alto contenido de clorofila, vitaminas esenciales, variados minerales, enzimas digestivas, aminoácidos, fibras dietéticas, y además de aportar diversos nutrientes ayuda con el equilibrio del estrés oxidativo, del sistema digestivo, presentando así una importante actividad anticancerígena, antiulcerosa, entre otras, por lo que es un alimento esencial para consumir sobre todo en patologías como en cáncer. 

Se han realizado también estudios en pacientes con anemia producto de ciertos cánceres y han determinado que el jugo de pasto de trigo puede prevenir la mielotoxicidad cuando se aplica quimioterapia sin disminuir la eficacia de la misma, concluyendo, incluso que el jugo de pasto de trigo es una alternativa eficaz a la transfusión de sangre, indicando que debe fomentarse su uso en pacientes con cáncer en fase terminal.

Además de todos los efectos positivos del wheatgrass, tenemos la acción favorecedora de cúrcuma y jengibre, que se encuentra en el triple shot, los que también han sido ampliamente estudiados como potentes súper alimentos coadyuvantes en el tratamiento del cáncer. 

Ampliamente se ha informado que la curcumina podría representar un fármaco eficaz para la terapia de diversos cánceres, entre ellos de mama, cáncer de pulmón, cáncer de colon, cáncer gástrico. 

Se ha observado que modula factores de crecimiento, factores de transcripción, citoquinas inflamatorias, regula la apoptosis, inhibe la proliferación celular, la invasión y la metástasis, colabora en equilibrar las alteraciones epigenéticas, favorece la reducción de la quimioresistencia, entre otras funciones. Estas propiedades, evidentemente, ofrece expectativas prometedoras para las personas con cáncer.

Por su parte el jengibre también es muy estudiado por sus efectos protectores en el cáncer. Se ha sugerido que los derivados del jengibre, en forma de extracto o compuestos aislados, exhiben actividades antiproliferativas, antitumorales, por efecto modulador sobre genes supresores de tumores, ciclo celular, apoptosis, factores de transcripción, angiogénesis y factor de crecimiento. 

El jengibre es una mezcla de varios compuestos que incluyen gingerol, paradol, zingibereno y shogaol y estos compuestos son los principales actores en el manejo de enfermedades.  

Además, investigaciones sustanciales han revelado que el jengibre posee propiedades que podrían ejercer múltiples efectos beneficiosos en pacientes con quimioterapia que experimentan náuseas y vómitos. Los compuestos bioactivos en particular la clase de compuestos gingerol y shogaol, interactúan con varias vías que están directamente implicadas en las náuseas y vómitos inducidos por quimioterapia. La evidencia indica que el jengibre posee múltiples propiedades que podrían ser beneficiosas para personas con éstos síntomas. 

Con todo lo expuesto, debemos considerar, además, que la unión del jugo prensado de pasto de trigo, cúrcuma y jengibre, podría colaborar de mejor manera con el control y manejo frente a los procesos oxidativos.

Dada la evidencia entonces, se sugiere el consumo de wheatgrass y triple shot, ya que contribuyen a un mejor aporte nutricional y serian favorecedores en los tratamientos de cáncer, sin embargo, es importante siempre tener presente la recomendación de consultar con un especialista, que pueda definir la forma de consumo de éstos. 

Stephanie Riedel, Nutricionista. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
Abrir chat